Seite wählen

¿Qué hace que la laminitis sea tan complicada?

Para curar al caballo, se debe restaurar la conexión entre la cápsula del casco y la dermis del casco. Esto requiere paciencia porque la cápsula de la pezuña dañada primero debe renovarse. Debe haber condiciones óptimas para este proceso. Cuanto más dañado está el sistema, más sensible es y las pequeñas cosas más rápidas pueden desviar el proceso de curación.

Primero: un veterinario

Caballos con laminitis necesitan un veterinario urgentemente y un cambio de la dieta para el resto de su vida. En este artículo te vamos a presentar errores que no debes cometer y medidas terapéuticas adicionales. Sin embargo el veterinario siempre es el número 1.

¿Qué errores no deberías cometer bajo ninguna circunstancia?

Mantener al caballo quieto o obligarlo a permanecer inmóvil (descanso de la caja)

Si bien la laminitis es realmente dolorosa para el caballo, no hay forma de evitar que se mueva. Por el contrario, cuanto más ejercicio voluntario haga el caballo, mejor. La circulación sanguínea que se estimula en el casco al caminar asegura que los “bloques de construcción” necesarios sean transportados a las áreas a reparar.

Nuestro consejo: eche un vistazo a lo que su amada tiene para ofrecer en términos de ejercicio: algunos trucos / un poco de trabajo mental en la pista de equitación con pequeños pasos en el medio también es muy valioso. Las botas de cascos pueden ser una valiosa ayuda en los paseos, siempre que permitan el mecanismo de los cascos. ¡La variedad también es una gran cosa psicológica para el amigo de cuatro patas!

Dar analgésicos

Por supuesto que quieres quitarle el dolor al caballo, no hay duda al respecto. Sin embargo, esto también apaga el sistema de alerta del cuerpo. Al final, el amigo de cuatro patas corretea de buen humor y, por lo tanto, causa más daño a la sensible suspensión del casco. Es particularmente fatal si es un analgésico con fenilbutazona. ¡Empeora la laminitis!

Nuestro consejo: también puedes apoyar a tu caballo en estos tiempos difíciles con la ayuda de la naturaleza. La Corteza de Sauce y la Reina de los Prados (Filipendula ulmaria) contienen salicilatos. Estos tienen efectos antiinflamatorios y analgésicos. Además, mejoran la fluidez de la sangre y, por tanto, el suministro de oxígeno y nutrientes a las células.

Renuncia a importantes proveedores de proteínas

La laminitis significa para muchos caballos una prohibición de los pastos y una nutrición restringida. ¡Pero cuidado! Las proteínas se necesitan con urgencia para los procesos de reparación en las células.

Nuestro consejo: cíñete al lema “menos es más”. Si el sauce no es una opción para el paciente, a menudo puede darle la oportunidad de pastar durante pequeños descansos en la caminata. Algunos también cometen errores al ofrecer a sus caballos alimento solo dos o tres veces al día. Esta acidificación provoca úlceras estomacales e intestinales y mueren también las bacterias intestinales que se necesitan con urgencia.

Medida terapéutica adicional –

La terapia con campo magnético pulsátil

Una medida terapéutica adicional y muy útil es la terapia de campo magnético pulsátil de baja frecuencia. En la medicina moderna se sabe que el transporte de oxígeno en la sangre mejora significativamente, los nutrientes vitales llegan mejor a las células, los productos de desecho se transportan mejor y se produce una estimulación del sistema inmunológico cuando el flujo de energía funciona correctamente. Sin embargo, si las escorias se adhieren a las células y el cuerpo ya no puede encargarse de su eliminación, las células ya no pueden recibir oxígeno y los nutrientes necesarios. El resultado es que mueren.

El magnetismo describe la capacidad de atraer o repeler ciertas sustancias. Los campos magnéticos pueden influir bioenergéticamente en el organismo vivo. En el caso de diversas enfermedades, el potencial de interfaz de la célula en el organismo cambia en comparación con el valor normal. Los campos magnéticos penetran en el cuerpo y, por lo tanto, también en todas las células de esta zona.

Un caballo que padece laminitis puede tener efectos positivos:

  • Mejor flujo sanguíneo a los vasos.
  • Aumento del contenido de oxígeno hasta en un 200%, lo que provoca una mejor absorción de oxígeno del tejido enfermo.
  • Incremento del metabolismo celular.
  • Mejorando el ciclo del ácido cítrico de la célula.
  • Mejora de la eliminación de productos de desecho metabólicos.
  • Fortalecimiento del sistema inmunológico.
  • Estimulación de los poderes de autocuración.
  • Rendimiento de regeneración en el área enferma.